Menu
Menu
Find a Doctor

Liposucción asistida por ultrasonido

updated

La liposucción ultrasónica, o UAL (siglas en inglés de “ultrasonic assisted liposuction”), es un procedimiento que usa ondas sonoras de alta frecuencia para licuar la grasa de una parte específica antes de su eliminación. La UAL es un tipo de liposucción que se realiza principalmente para eliminar la grasa depositada en zonas de difícil tratamiento como mentón, cuello, pómulos, rodillas, pantorrillas y tobillos. Generalmente sirve como complemento de la liposucción tumescente para pacientes a los que es necesario realizarle un contorno corporal más preciso.

El procedimiento de la liposucción ultrasónica

La liposucción asistida por ultrasonido o UAL es un tipo de liposucción que usa ondas sonoras ultrasónicas para, básicamente, “derretir” los depósitos de grasa y transformarlos en líquido. Al combinarse con la inyección de líquido tumescente, la grasa líquida se emulsiona, lo cual facilita su eliminación.

Inyecciones de líquido tumescente

El primer paso en el procedimiento de liposucción ultrasónica es la inyección, en la parte del cuerpo que se tratará, de líquido tumescente, compuesto por una mezcla de anestésico, solución salina y epinefrina. Esto ayuda a evitar la pérdida de líquido durante el proceso de eliminación de la grasa y facilita la eliminación de los depósitos.

Las ondas sonoras ultrasónicas licuan la grasa

Durante la liposucción ultrasónica, las ondas de sonido producidas por un generador inician la eliminación de grasa. Las ondas ultrasónicas se transmiten a un tubo delgado similar a un aspirador, llamado cánula. Cuando la cánula entra en contacto con las células grasas, éstas se licuan en forma rápida y se eliminan fácilmente.

Beneficios de la eliminación de grasa mediante la UAL

La eliminación de grasa a través del procedimiento de UAL posee muchos beneficios, incluida la capacidad para tratar zonas que tienen depósitos de grasa más densa y para extraer volúmenes más grandes de grasa de una sola vez. La liposucción ultrasónica tiene la ventaja adicional de tensar la piel durante el proceso, lo cual la convierte en una excelente opción alternativa de una cirugía estética de abdomen o un lifting corporal, que tienen como objetivo eliminar el exceso de piel floja. La UAL frecuentemente se realiza luego de una liposucción tumescente como un método de “afinamiento” porque logra mayor precisión.

Riesgos de la liposucción ultrasónica

Debido a que durante la liposucción ultrasónica se genera una gran cantidad de calor, existe un mayor riesgo de que se produzcan quemaduras, ampollas y cicatrices. Un cirujano especializado en UAL y con experiencia en liposucción sabrá cómo evitar este problema, sin embargo, debe considerarse el peligro que implica. Otro riesgo es la afección llamada seroma, que ocurre cuando el cuerpo produce líquido en escaso para intentar llenar el vacío creado por el proceso de eliminación de la grasa. Este líquido debe eliminarse continuamente con una jeringa hasta que la cavidad se haya cerrado.

¿Qué partes del cuerpo trata la UAL?

La liposucción ultrasónica se puede aplicar en todas las partes que trata la liposucción tradicional, pero proporciona excelentes resultados especialmente en zonas que requieren más precisión. El estómago, la sección media o las “llantitas” o “rollos”, el tejido de las mamas masculinas, el mentón y el cuello responden bien a la UAL; del mismo modo que lo hacen las zonas que anteriormente se han tratado con liposucción pero que necesitan un contorno corporal más preciso.

Busque un cirujano especialista en liposucción ultrasónica en su zona

Para minimizar el riesgo de los efectos secundarios y para optimizar los resultados de la eliminación de la grasa, es fundamental que busque un cirujano plástico cualificado que esté específicamente capacitado en liposucción ultrasónica. La UAL puede ser un tratamiento de transformación si lo realiza un profesional cualificado.

Want More Information?

Contact a Doctor Near You.