Menu
Menu
Find a Doctor

Cirugía de reconstrucción mamaria

updated

La cirugía de reconstrucción mamaria es una opción para las mujeres que han perdido una o ambas mamas a causa del cáncer o de una afección médica. La cirugía puede restablecer el equilibrio del cuerpo al ayudar a las pacientes a sentirse “completas” otra vez. Entre las pacientes que han sobrevivido al cáncer, la reconstrucción por cáncer de mama tiene un alto índice de éxito.

Qué esperar durante la cirugía de reconstrucción por cáncer de mama

La cirugía de reconstrucción mamaria se realiza en varias etapas. Algunas mujeres se someten a una mastectomía y a una cirugía de reconstrucción por cáncer de mama al mismo tiempo. A otras, se les aconseja esperar hasta después de la mastectomía para someterse a la cirugía reconstructiva. Las secciones siguientes inician a las pacientes en el proceso de reconstrucción mamaria.

Anestesia

Durante las cirugías de reconstrucción mamaria se utiliza anestesia general, para que la paciente esté inconsciente y no sienta dolor durante el procedimiento. Las pacientes ignoran por completo que están en cirugía y no tienen recuerdos de ésta al despertarse. Además de anestesia general, puede usarse un anestésico local, para reducir el dolor postoperatorio en el área que se reconstruyó.

Si es alérgica a algún medicamento, debe hablar con el médico sobre las opciones de anestesia adecuadas para usted.

Incisiones

Los tipos de incisiones que el médico realiza dependen del tipo de reconstrucción por cáncer de mama al que usted se someta. En las técnicas de reconstrucción con colgajo, entre las que se incluyen la reconstrucción con colgajo TRAM, la reconstrucción con colgajo DIEP, la reconstrucción con colgajo de dorsal ancho y la reconstrucción con colgajo glúteo, será necesario realizar un mayor número de incisiones, ya que se reubica tejido de otra área del cuerpo –del abdomen, la espalda o los glúteos– en la mama. Las pacientes deben saber que las incisiones adicionales aumentarán el tiempo de curación y cicatrización. Aunque las cicatrices se atenúan con el tiempo, es poco frecuente que desaparezcan por completo. En la reconstrucción mamaria con implantes se realizan menos incisiones y, en consecuencia, el tiempo de cicatrización es más breve.

Creación del montículo mamario

Existen varias maneras diferentes de modelar un montículo mamario. Una de las más comunes es usar un implante mamario de silicona o uno de solución salina. Este tipo de reconstrucción mamaria comienza con la inserción de un globo expansor debajo de la piel y el músculo pectoral, a fin de distender el área. En el transcurso de varias semanas o meses, el médico agregará líquido al globo hasta que la piel se haya distendido lo suficiente como para dar espacio al implante del tamaño deseado. Entonces se lleva a cabo la cirugía para insertar el implante. Otra opción es utilizar un expansor permanente de piel que sirve como globo expansor y como implante mamario a la vez. Esto evita una segunda cirugía para reemplazar el expansor de piel por un implante. Entre las complicaciones asociadas con este tipo de reconstrucción por cáncer de mama se incluyen una posible filtración o rotura del implante, así como su desplazamiento.

Otra forma de crear un montículo mamario es a través de la reconstrucción con colgajos. Para realizar este procedimiento de reconstrucción mamaria, se toma tejido del cuerpo, ya sea del abdomen, la espalda o los glúteos. El colgajo de tejido, que consiste en una cierta combinación de piel, grasa o músculo, vuelve luego a colocarse quirúrgicamente en el pecho. En un método de cirugía reconstructiva con colgajos, el tejido permanece adherido al área original, y se abre un canal debajo de piel hasta el área del pecho, lo que permite al colgajo conservar su fuente de irrigación sanguínea original. En otro método, el tejido se extirpa completamente de su sitio original y se lo transplanta al pecho. Los vasos sanguíneos del tejido transplantado vuelven a conectarse luego a los nuevos que se encuentran en el área del pecho. En ambos tipos de reconstrucción con colgajos, el tejido reubicado se utiliza para crear el montículo mamario. En muchos casos, también se coloca un implante durante este procedimiento. Es probable que la reconstrucción con colgajos no sea adecuada para las mujeres con senos de gran tamaño o que son demasiado delgadas. Esta cirugía supone un tiempo más prolongado de cicatrización en comparación con la de reconstrucción por cáncer de mama en la que sólo se utilizan implantes. También se producen cicatrices adicionales en el lugar de donación del tejido. En el caso de la reconstrucción mamaria con colgajo de abdomen, se realiza una cirugía estética de abdomen junto con la reconstrucción, lo que resulta atractivo para algunas mujeres que están pensando en someterse al procedimiento.

Suturas y vendas

El médico le indicará cómo cuidar las suturas y cuántas veces debe cambiar las vendas después de una cirugía de reconstrucción por cáncer de mama. En términos generales, el tiempo de recuperación después del procedimiento es de aproximadamente seis semanas. Durante este período, deberá descansar y evitar la actividad física extenuante, así como levantar los brazos. Los detalles específicos de la recuperación de la reconstrucción mamaria son exclusivos de cada paciente; por lo tanto, deberá conversar con el cirujano plástico sobre su caso particular.

Comuníquese con un cirujano especialista en reconstrucción mamaria para obtener más información

La cirugía de reconstrucción mamaria puede devolverle la confianza que el cáncer u otra enfermedad le arrebató. DocShop puede ayudarla a buscar un cirujano plástico estético en su zona para que lleve a cabo la cirugía de reconstrucción por cáncer de mama.

Want More Information?

Contact a Doctor Near You.