Menu
Menu
Find a Doctor

Candidatos para el IPL™ fotofacial

updated

El IPL™ fotofacial puede ser beneficioso para aquellas personas con piel manchada, dañada por el sol o descolorida, o que tengan poros dilatados, pecas o arrugas. El procedimiento también es rápido y no requiere tiempo de inactividad, lo que lo convierte en una opción práctica para quienes están muy ocupados. Las personas con piel oscura o muy bronceada pueden sufrir complicaciones después del tratamiento con IPL™ fotofacial; por esa razón, los pacientes deben analizar estos temas con un dermatólogo experimentado antes de someterse al tratamiento.

Candidatos ideales para el IPL™ fotofacial

Las personas de piel blanca, no bronceada, que conserva algo de elasticidad, son los mejores candidatos para un IPL™ fotofacial. También es importante que los pacientes comprendan realmente lo que puede hacer el procedimiento. Cuando se aplica en las personas correctas, mejora eficazmente la textura de la piel, ya que elimina decoloraciones, reduce el tamaño de los poros y minimiza las arrugas y las líneas finas. Si usted tiene acné rosacea, una afección que provoca manchas rojas en el rostro, también puede beneficiarse con el IPL™ fotofacial. En el caso de problemas más graves —como las líneas faciales muy marcadas y las cicatrices severas del acné—, los pacientes pueden pensar en un tratamiento más intensivo, como un estiramiento facial o un levantamiento de cejas/estiramiento de la frente.

¿Quiénes no son buenos candidatos para el tratamiento con luz pulsada intensa?

En ocasiones, después del tratamiento con IPL™ fotofacial las personas con piel bronceada o naturalmente oscura experimentan cambios en la pigmentación. Las personas afroamericanas y las de origen griego e italiano, por ejemplo, deberían conversar con un dermatólogo sobre los efectos secundarios posibles antes de optar por este procedimiento. Además, las personas en tratamiento con Accutane® no deberían someterse al IPL™ fotofacial sino hasta al menos seis meses después de haber dejado de recibir ese medicamento. Las mujeres embarazadas también deberían posponer el tratamiento hasta después de haber dado a luz.

Fotorrejuvenecimiento con IPL™ versus PDT (terapia fotodinámica)

El IPL™ fotofacial puede ser una manera eficaz de eliminar muchos problemas estéticos, incluidas las cicatrices moderadas del acné y la rosácea. Sin embargo, cuando esos factores son especialmente severos, la terapia fotodinámica (PDT) puede ser una mejor opción. Si bien este procedimiento es algo más invasivo que el IPL™ fotofacial, con frecuencia representa un mejor tratamiento para el enrojecimiento facial pronunciado y para las cicatrices más profundas que causa el acné. Al igual que el IPL™ fotofacial, la PDT también estimula la producción de colágeno nuevo y, así, reduce las líneas finas y mejora el tono de la piel. La mejor manera de determinar si la PDT es el tratamiento adecuado para usted es consultar a un dermatólogo estético.

IPL™ fotofacial versus rejuvenecimiento cutáneo con láser

El IPL™ fotofacial constituye una manera eficaz de minimizar el impacto estético que producen los poros dilatados, las arrugas suaves y los daños moderados por el sol. Dado que no es invasivo, permite a los médicos generar mejoras estéticas con rapidez, en forma práctica y con muy pocos riesgos o molestias. Por el otro lado, el rejuvenecimiento cutáneo con láser se utiliza para tratar problemas de piel más graves, como las arrugas profundas, el daño grave producido por el sol y las cicatrices severas causadas por el acné. Existen algunas diferencias que los pacientes deben conocer para poder evaluar los beneficios del IPL™ fotofacial versus el rejuvenecimiento cutáneo con láser.

Para empezar, el IPL™ fotofacial no es ablativo. Eso quiere decir que durante el procedimiento no se extrae piel. Por el contrario, en el rejuvenecimiento cutáneo con láser, para tratar las arrugas, las decoloraciones de la piel y otros defectos los médicos extraen capas extremadamente finas de piel con un láser. Dado que es más invasivo, el rejuvenecimiento cutáneo con láser conlleva un período de recuperación más prolongado que el IPL™ fotofacial (que no requiere tiempo de inactividad) y también un mayor riesgo de complicaciones. Para muchas personas, los resultados espectaculares que suelen lograrse compensan cualquier factor negativo asociado con el procedimiento. Si no está seguro de si la técnica más apropiada para usted es el fotofacial o el rejuvenecimiento cutáneo con láser, hablar con un dermatólogo será una gran ayuda.

Obtenga más información de un dermatólogo en su zona

Saber más sobre el IPL™ fotofacial es fácil. A fin de determinar si es la opción correcta para usted, sólo utilice DocShop para buscar un dermatólogo cualificado en su zona.

Want More Information?

Contact a Doctor Near You.